1.780 viviendas se construirán gracias al Programa de Integración Social y Territorial del Minvu

1.780 viviendas se construirán gracias al Programa de Integración Social y Territorial del Minvu

10 proyectos habitacionales de la Región de O’Higgins fueron seleccionados a través del Programa de Integración Social y Territorial (DS.19) que impulsa el Ministerio de Vivienda y Urbanismo (Minvu), y que tienen como objetivo generar una oferta habitacional para familias vulnerables y de sectores medios, mediante la ejecución de conjuntos localizados en barrios consolidados.

A nivel nacional, la Región de O’Higgins aparece en el cuarto lugar de las regiones con más viviendas a construir. Se trata de 1.780 nuevos hogares que se levantarán en cuatro comunas, destacando San Vicente de Tagua Tagua, ya que por primera vez fue beneficiada por el programa desde su creación.

“Como Minvu y como Secretaria Regional Ministerial estamos muy contentos con los resultados que ha tenido la región en el proceso de selección de este exitoso programa, que nos permite aumentar considerablemente el número de viviendas que se van a construir en nuestra zona. La política habitacional de los últimos años trasladó la vivienda social a la periferia de las ciudades, obligando a las personas a ceder su calidad de vida, por la concreción del sueño de la casa propia. Sin embargo, nuestra tarea como Ministerio es buscar mecanismos y generar condiciones para que las personas más vulnerables puedan elegir dónde vivir, y que vuelvan a la ciudad para acceder a los bienes y servicios de forma más rápida y expedita. Parte de esa visión, que nos encomendó encarecidamente nuestro Presidente Sebastián Piñera, se está logrando hoy con la selección de estos proyectos habitacionales que entregarán una mejor calidad a las familias”, indicó el Seremi del ramo, Francisco Ravanal.

En específico, los proyectos elegidos en O’Higgins pertenecen a las comunas de Rancagua, Rengo, San Fernando y San Vicente de Tagua, con 872, 627, 160 y 121 viviendas respectivamente. “Los conjuntos habitacionales que fueron seleccionados son proyectos bien localizados, que tendrán altos estándares de equipamiento y de áreas verdes. Además, incorporarán elementos de eficiencia energética, pertinencia geográfica y accesibilidad universal, todo lo anterior conjugado con una entremezcla de viviendas de distintos valores coherentes con los objetivos de la integración social, destinados a familias de diversos ingresos que se incorporan a un mismo proyecto y que financian su vivienda de acuerdo a sus capacidades”, agregó Ravanal.

Cabe destacar que esta política de integración social se desarrolló inicialmente a través del Programa Extraordinario de Reactivación Económica e Integración Social, durante el 2015. A la fecha, se han seleccionados proyectos inmobiliarios por más de 127 mil viviendas a nivel nacional, en 760 conjuntos habitacionales, con una inversión público – privada de $7.300 millones de dólares (este monto incluye subsidios del Estado, los préstamos de enlace para construcción, el ahorro de las familias y los créditos hipotecarios), generando asimismo más de 463 mil empleos.