Conaf incendios forestales_3

PDI entrega consejos para evitar los incendios forestales

En un incendio forestal no sólo se pierden árboles y matorrales, sino también casas, animales, fuentes de trabajo e incluso vidas humanas. El 99% de los incendios forestales son causados por el hombre, por negligencias, descuidos en el uso del fuego o por mala intención.

La legislación vigente que sanciona provocar incendios forestales; así como la emergencia nacional generada por los mega incendios que afectaron a la zona centro sur del país durante enero y febrero del año 2017, fundamenta la necesidad de efectuar una campaña educativa a la comunidad para contribuir con la disminución de incendios forestales que cada año afectan a nuestro país.

¿Qué es un incendio forestal?
Un incendio forestal es un fuego que, cualquiera sea su origen y con peligro o daño a las personas, la propiedad o el ambiente, se propaga sin control en terrenos rurales, a través de vegetación leñosa, arbustiva o herbácea, viva o muerta.

Es decir, es el fuego que quema árboles, matorrales y pastos, entre otros. Es un fuego injustificado y descontrolado en el cual los combustibles son vegetales y que, en su propagación, puede destruir todo lo que encuentre a su paso.

Es importante destacar que existen tres tipos de incendios forestales según la capa vegetal que afectan:

De superficie: Son los más comunes y queman el sotobosque (vegetación de menor altura). Su velocidad de propagación dependerá del tipo y condición del combustible, topografía y tiempo atmosférico.

Aéreo, de copas o corona: Se originan producto de un fuego de superficie, que luego avanza por las copas de los árboles y/o arbustos. La velocidad de propagación y desprendimiento calórico es alta.

Subterráneos: El fuego quema raíces, la capa de humus del suelo y la micro-fauna. Se caracteriza por una combustión sin llamas. La velocidad de propagación en este caso es lenta.

Consejos PDI que pueden ayudar con la investigación de  incendios forestales:

  • Si ves a una persona que provocó un incendio forestal o que circuló cerca del lugar y hora de inicio de éste, denuncia inmediatamente a la PDI, describe sus características físicas, vestimentas, tatuajes u otra que facilite su identificación.
  • Si conoces a la persona que provocó el incendio forestal, proporciona a la PDI su nombre completo, dirección particular y/o laboral, patente de su vehículo en caso de conocerla, número de teléfono, y la mayor cantidad de antecedentes que dispongas.
  • Si ves algún vehículo extraño circulando cerca del lugar y hora que comenzó un incendio forestal registra su color y placa patente, si es posible identifica su marca y modelo. Si el vehículo circula sin placas patente, identifica cualquier característica que permita diferenciarlo de otros del mismo modelo, como adhesivos, equipamiento extra (focos, pisaderas, barras, llantas, neumáticos, etc.), choques o rayas en su pintura, entre otros.
  • Si encuentras algún elemento extraño en el lugar del inicio del incendio, fotografíalo desde varios ángulos sin tomarlo o patearlo, recuerda el lugar exacto donde lo encontraste y llama inmediatamente a la policía.
  • siempre que sea posible fotografía toda circunstancia extraña que puedas observar, como vehículos, personas, elementos acelerantes y multiplicidad de focos, entre otros. Avisa inmediatamente a la policía y siempre cuida tu integridad, no te arriesgues innecesariamente.
  • Si entregas a la autoridad algún medio de prueba, como fotografías, o realizas una denuncia policial proporcionando antecedentes respecto al origen del incendio, hazlo siempre por escrito, registra además el nombre y cargo de la persona que recibe los antecedentes, formalizando de esta manera el procedimiento.
  • Si recibes información por redes sociales durante emergencias provocadas por incendios forestales, haz lo posible por confirmar su veracidad antes de compartirla. Contacta a quien te lo envió y consulta como lo obtuvo, sugiérele haga lo mismo.