Espectáculos internacionales hicieron disfrutar a más de 10 mil personas

Espectáculos internacionales hicieron disfrutar a más de 10 mil personas

Danzas típicas, humor, artes marciales y música en vivo. Esos fueron los ejes que conquistaron a las 6.500 mil personas en la Medialuna Monumental mientras presenciaban un Romeo y Julieta diferente, a cargo de la compañía de Corea del Sur, Mokwha Repertory. El título que dio inicio a la séptima edición de Teatro a Mil en Rancagua, recibió la venia del público, que llegó de forma masiva a ser parte del espectáculo.

La fiesta comenzó el 19 de enero con el clásico de Shakespeare, en una versión actualizada, contingente, situada en dos Coreas que por posturas políticas ha dividido a su pueblo, continuó con un segundo hito y final, que se llevaría también todas las miradas de los rancagüinos: La Bailarina de los españoles Antigua i Barbuda.

La gigante de más de cinco metros de altura, comenzó su trayecto en el Gimnasio Hermógenes Lizana y fue seguida por cerca de 7 mil personas, por avenida Manuel Antonio Matta, quienes se sumaron a su festejo dedicado a la mujer.

“Estamos muy contentos de esta alianza que por años hemos tenido con el municipio de Rancagua y con la Corporación Cultural. Esta alianza nos ha permitido venir trabajando en conjunto para traer espacios de cultura a la ciudad y este año trajimos dos espectáculos internacionales de tremenda calidad. Las dos compañías que fueron parte de Teatro a Mil en Rancagua, son reconocidas en el mundo por su excelencia en lo que hacen, hay que recordar que son compañías de Corea del Sur y España y que gracias a la alianza que tenemos, hemos podido mostrar a los rancagüinos arte de calidad y que viene de distintas partes del mundo”, indicó Andrés García, representante de Fundación Teatro a Mil.

“Sin duda que esta fue una versión muy especial de Teatro a Mil en Rancagua, con un gran espectáculo como lo fue la versión de Romeo y Julieta en la Medialuna Monumental de Rancagua, en donde pese a la diferencia de idioma, de distancia, de culturas, los actores y el público lograron comunicarse muy bien. Fue una entretenida velada con un gran despliegue escénico de vestuario, de calidad, de buen nivel y con un público que pudo reir cuando había que hacerlo y vibró en cada pasaje. Además La Bailarina toca un tema vigente, que es muy importante y logró conectar con los miles de rancagüinos que fueron por la principal avenida de la ciudad. Fue una temporada muy importante, de dos espectáculos muy distintos, internacionales y de gran nivel que el público de Rancagua pudo disfrutar gratuitamente”, expresó Eduardo Soto Romero, Alcalde de Rancagua.