Inician obras de construcción de ruta 66 o Camino de la Fruta

Inician obras de construcción de ruta 66 o Camino de la Fruta

Mejorar y conservar 141 km de vialidad interurbana para unir, con mayor seguridad, a tres importantes regiones del país -O’Higgins, Valparaíso y Metropolitana- es el objetivo de la Concesión Ruta 66, Camino de la Fruta, que dio el vamos a su construcción con el inicio de las obras correspondientes a los tramos B3 y B4, los que se emplazan entre el Puente El Durazno y el Enlace Las Brisas, abarcando las comunas de Las Cabras, San Pedro y Santo Domingo.

Las principales obras a ejecutar en dichos tramos consideran, a lo largo de 60,1 kilómetros, la rehabilitación y mejoramiento de los puentes El Durazno, Alhué, La Cabaña y El Colo; la construcción de pistas lentas en el sector de Cuesta San Vicente y Lo Encañado; los enlaces Las Arañas y Rapel, además de la variante Quincanque. Junto a ello, se desarrollarán un área de servicios generales y atención de emergencia, ciclovías y circuitos peatonales (con veredas, pasarelas y paraderos).

Durante la ejecución de las obras de los tramos B3 y B4 se implementarán una serie de medidas de mitigación ambiental para abordar la posible afectación a la comunidad, tales como humectación de superficies, instalación de mallas antipolvo y barreras acústicas móviles y la iluminación de las zonas de trabajo. A ello se suma la entrega de información sobre los desvíos que requerirá el avance de las faenas del contrato, adjudicado a la Sociedad Concesionaria Ruta de la Fruta en agosto de 2019.

Con una inversión de 13 millones 425 mil UF, el conjunto de obras de la Concesión Ruta 66 beneficiarán a los habitantes de las comunas de Malloa, San Vicente de Tagua Tagua, Peumo, Las Cabras, San Pedro, Santo Domingo y San Antonio, quienes dispondrán de una nueva vialidad que se inicia en el cruce de Ruta 66 con Ruta 5 Sur (Pelequén), en la región de O´Higgins, atraviesa parte de la región Metropolitana y finaliza en el sector del Enlace Reuss, en la región de Valparaíso.

Con este proyecto, Sacyr Concesiones ya cuenta con 12 activos concesionales en el país: cinco autopistas en explotación, que suman 701 kilómetros; el Hospital de Antofagasta, con 671 camas, y el Hospital Buin – Paine, hoy en ejecución, que aportará 200 nuevas camas al sistema de salud; los aeropuertos de El Tepual, en Puerto Montt, y el de Chacalluta, en Arica; y en desarrollo la Concesión Ruta 5, Tramo Los Vilos – La Serena, y Américo Vespucio Oriente (AVO I), en Santiago de Chile.