Sexta Región es la primera del país en acompañar a niños víctimas de abuso sexual en contexto escolar

Sexta Región es la primera del país en acompañar a niños víctimas de abuso sexual en contexto escolar

Durante el seminario “Fortaleciendo a la comunidad educativa en su rol de garante ante el abuso sexual infantil”, servicios públicos de O’Higgins, que en su mayoría trabaja atendiendo a las víctimas, se firmó un acta de colaboración regional para el acompañamiento de niños y niñas víctimas de abuso sexual desde el contexto escolar. La iniciativa se enmarca dentro de una meta sectorial del Mineduc en conjunto con la Unesco y que es ejecutado mediante Ciclo Consultores, organismo especializado en la formación y asesorías temáticas de violencia y abuso sexual infantil.

La directora regional del Sename O’Higgins, Jessika Espina, destacó la actividad liderada por el Ministerio de Educación a través de su seremi e indicó que “hemos asistido a un seminario que justamente busca impulsar y resguardar a niños y niñas que han sido víctimas de abuso sexual, por lo que hace más importante nuestra presencia y participación activa de este compromiso que como gobierno hemos asumido. Este es un trabajo coordinado entre todos los actores que trabajamos en temáticas de infancia, permitiendo fortalecer las políticas públicas que la Presidenta Bachelet continuará impulsado”.

El énfasis del Plan está en el apoyo y acompañamiento de niños y víctimas de abuso sexual que atraviesan procesos judiciales, puesto que existe el riesgo que aumente el daño de éstos, al no contar con respuestas pertinentes a sus expectativas y necesidades como víctimas.

“Iniciativas como éstas son muy importantes por varias razones: primero, porque releva el rol social que cumplen los profesores, asistentes de la educación y quienes están en torno al sistema educativo y segundo, porque tal como lo ha planteado la Presidenta, la educación de calidad se transforma efectivamente en oportunidades para los niños. La escuela, junto con ser un vehículo de movilidad social, permite dar garantías y ser la oportunidad para que los niños puedan salir adelante; especialmente aquellos que han sido vulnerados en sus derechos. Este será un modelo de trabajo que estará a la vista para que pueda ser aplicado también en otras regiones del país”, sostuvo el seremi de Educación, Hernán Castro Monardes.

De acuerdo a esta iniciativa, los establecimientos deberán contar con protocolos de actuación en donde se definan procedimientos y responsabilidades claras frente a situaciones de abuso sexual, evitando de este modo la actuación improvisada o descoordinada. Es importante destacar que el espacio escolar es el adecuado para desarrollar dicha red de apoyo, pues por la cotidianeidad del vínculo que existe con los niños, se pueden ver sus necesidades, cambios y manifestaciones; para de este modo, aplicar estrategias específicas que los contengan emocionalmente y brindarles apoyo pedagógico.