Estudiantes de Mostazal se preparan para ser astronautas

Estudiantes de Mostazal se preparan para ser astronautas

La Escuela de Astronautas de Chile, proyecto que se inició en julio de 2016 en la comuna de Mostazal apoyada por el alcalde Sergio Medel y la Corporación Cultural de la Comuna,  ya graduó a 50 niños y niñas de entre 6 y 12 años, quienes recibieron clases de cohetería básica, ejercicio físico y realizaron visitas al Planetario, simuladores de vuelo y observatorios.

La iniciativa valorada positivamente, fue la primera en nuestro país, realizada por la Municipalidad de Mostazal y organizada por el sicólogo militar y aeronáutico de la Brigada de Aviación Crystian Sánchez; por este motivo para 2017 se realizará nuevamente este programa que beneficiará a 150 estudiantes de distintos colegios de la comuna.

La escuela nació, según explicó su director pedagógico Jorge Muñoz, “debido a que se busca utilizar la inquietud de los niños relativo a sus futuras profesiones, en las que predominaba ser astronauta, y de esta forma generar un acercamiento a las ciencias, la alimentación saludable y el ejercicio físico”.

Sánchez señala que los estudiantes se reunían cada sábado para ejecutar los diferentes talleres, realizados con especialistas en el tema, como nutricionistas, kinesiólogos; e incluso pudieron conocer al Premio Nacional de Ciencias José Maza; al astronauta chileno, Klaus von Storch y a la astronauta estadounidense Ellen Baker.

Además, han participado en eventos de otras entidades, como el Congreso Regional de Ciencia  y Tecnología de PAR Explora Conicyt O’Higgins, en una “Star Party” (observación astronómica) en Picarquín para la agrupación de Guías y Scout de Chile, colaboraciones en videos, entre otras actividades.

Al igual que el año 2016, en octubre de este año, los niños y niñas deberían sumarse a “Mision X” de  la NASA, un programa educativo que invita a los niños a entrenarse como un astronauta, entregando una serie de recomendaciones y misiones que cumplir.

Las niñas Isidora Pierce Soto y Contanza Lopez nos comentan que: “nos encantó aprender todas las cosas (talleres desarrollados), lo que más nos gustó fue cuando fuimos a ver astronautas; es muy divertido para los niños que no siempre pueden hacer estas cosas, por la supervivencia y lo que uno puede aprender en el espacio”.

Otro estudiante, Damián Rivera, nos señala que la escuela es “’Bacán’, buena, la educación física me gustó mucho, y a mí que me gusta más hacer ejercicios. Cuando chico vi hartos astronautas y entonces me dieron la oportunidad de participar acá”.

El sicólogo dice además, que su escuela ha sido muy bien evaluada por la NASA, ya que “hemos realizado todas las actividades que ellos tienen por programa; somos líderes a nivel nacional”.