Hospital de Rengo refuerza coordinación entre ambulancias y Urgencia

Hospital de Rengo refuerza coordinación entre ambulancias y Urgencia

Ante el aumento de casos por coronavirus en la Región de O’Higgins, es importante tomar medidas que garanticen el correcto flujo de los pacientes sospechosos. Es por ello, que el Hospital Ricardo Valenzuela Sáez de Rengo, implementó una serie de acciones -que tienen por objeto contar con un óptimo ingreso de dichos casos al establecimiento de salud – como la segregación del Servicio de Urgencia y la instalación de una barrera de control; para identificar las ambulancias que trasladan estos pacientes e informarlos al personal de urgencia.

En este sentido, la enfermera supervisora del Servicio de Urgencia del Hospital de Rengo, Belén Vallejos explicó que «el ingreso al patio de maniobras está cerrado con conos y con la presencia de guardias. Cuando llega la ambulancia, el conductor indica que traslada un paciente sospechoso por coronavirus y el personal de seguridad da aviso a los funcionarios de urgencia, para que se equipen con los elementos de protección personal y tener lista la sala de aislamiento para recibir al paciente».

La profesional de la salud, agregó que «una vez que el paciente ingresa en camilla, comienza el proceso de desinfección de los pasillos, gracias al trabajo del personal Auxiliar de Servicio, quienes rocían con desinfectante hipoclorito de sodio.  Por su parte, la ambulancia que trasladó un paciente por sospecha COVID- 19, debe salir del patio de maniobras y dirigirse al sector de sanitización. En cambio, la ambulancia que concurre por una patología como apendicitis, se queda en el sector de urgencia y dirige al paciente al área No Respiratoria».

Segregación Urgencia

Sobre la implementación de dos áreas en el Servicio de Urgencia del Hospital de Rengo: una para recibir todos los casos sospechosos por coronavirus (Urgencia Respiratoria) y la otra para atender todas las otras patologías como: infartos, fracturas, entre otras (Urgencia No Respiratoria), la enfermera manifestó que «ha sido un poco difícil al inicio, debido a que los pacientes concurren por ejemplo: por un dolor de estómago , pero no nos dicen si han tenido fiebre o dolor en el pecho y dichos síntomas son de una enfermedad respiratoria, por lo tanto, tenemos que ser muy minuciosos en admisión, para poder realizar una correcta derivación y evitar el contagio entre los pacientes».

Respecto al sector de patologías No Respiratorias «han acudido bastantes pacientes y muchos de ellos, vienen por problemas de salud que poseen hace un mes, como dolores de espalda, entonces son enfermedades que no son de urgencia.  La unidad de emergencia hospitalaria, es para personas cuya vida corre riesgo. Por ende, en los casos que no son graves, los usuarios se pueden atender en el SAR (Servicio de atención primaria de urgencia de alta resolución) Rienzi Valencia en Rengo o el SAPU de Rosario; ambos son dispositivos de emergencia que atienden las 24 horas, los 7 días de la semana», enfatizó la E.U. Belén Vallejos.