La exitosa colaboración de Maule y O’Higgins en cirugía cardiaca

La exitosa colaboración de Maule y O’Higgins en cirugía cardiaca

Durante muchos años, la Región de O’Higgins fue una instancia de derivación para los pacientes de Maule en la especialidad de Neurocirugía, pero hoy se ha abierto una nueva área de colaboración entre ambos Servicios de Salud, como es la atención de los pacientes que requieren de una cirugía cardiovascular, que ya no necesitan ser derivados a Santiago, sino que encuentran en el Hospital de Talca una solución rápida y de calidad para sus patologías.

Este trabajo asociativo entre ambos Servicios de Salud viene generándose desde hace casi 10 años, a través de la conformación de la Macrozona Centro Sur, que busca potenciar el trabajo colaborativo entre distintos servicios de Salud, en este caso O’Higgins y Maule, a través de redes integradas que complementen sus carteras de servicio, permitiendo resolver patologías para las cuales no existen especialistas en la región de origen.

La Unidad de Cardiocirugía del Hospital Regional de Talca, a cargo del doctor Eduardo Celedón, realizó a fines del 2016 su primera cirugía cardiaca y acaba de completar las 100 intervenciones, de las cuales alrededor de un 15% corresponden a pacientes de la Región de O’Higgins, proyectándose que para el próximo año se estén realizando entre 400 y 600 cirugías anuales con la incorporación de un tercer cardiocirujano en los próximos meses.

“La conformación de esta unidad tiene una gran relevancia, porque los pacientes de nuestras regiones tienen una prevalencia de enfermedades cardiovasculares mayor a la media nacional y al crear un polo de desarrollo entre Santiago y Concepción nos permite acercarles una atención de salud de alta calidad, evitando así las demoras en el diagnóstico y el tratamiento que hacían que incluso algunos fallecieran esperando su atención, hoy nuestras intervenciones tienen una cifra inferior al 0.95% en mortalidad, lo que es muy bajo”, explicó el Dr. Celedón.

Actualmente se están realizando intervenciones de enfermedades coronarias, con hasta 5 derivaciones (bypass) coronarias, y de valvulopatías aórtica y mitral, para lo cual se ha definido que los días martes el pabellón esté únicamente destinado a pacientes de O’Higgins, “pero lo que esperamos es que se llegue a una lista única de pacientes, donde Maule reciba a los pacientes de ambas regiones y las intervenciones se definan en función de la gravedad y los riesgos de las patologías y no exista diferencia entre los pacientes de ambas regiones”, precisó el jefe de Cardiocirugía.

Por su parte, la profesional del departamento de coordinación estratégica del Servicio de Salud O’Higgins, Sandra Ugalde indicó que la implementación de esta gestión colaborativa ha significado un cambio en las metodologías de trabajo porque ”los servicios de salud hemos estado acostumbrados a trabajar solos y anteriormente se derivaban los pacientes para cirugía cardiaca a los hospitales del Tórax o San Juan de Dios, ya que en nuestro hospital sólo se hacen consultas ambulatorias, y ahora se abre una nueva alternativa como es el Hospital de Talca”.

“Este año ha sido muy relevante en el trabajo de la Microrregión, porque el equipo de cardiocirugía, liderado por el doctor Celedón ha sido muy comprometido y  elaboramos un plan de trabajo que partió por la socialización de los protocolos de derivación, que fueron validados a principio de año en un CIRA y comenzamos con reuniones entre los cardiólogos de Rancagua y el equipo de Talca, a través de telemedicina vía video conferencia, donde el último viernes de cada mes presentan 5 casos mensuales y se define si se requiere algún otro examen o se citan los pacientes a evaluación presencial para la semana siguiente en Talca”, detalló Sandra Ugalde.

En la evaluación presencial, el paciente es evaluado por los médicos y se deciden la conducta terapéutica y/o fecha de intervención si lo amerita “si hay indicación quirúrgica el paciente es agendado para el martes más próximo disponible, pero en todo caso nunca es más allá de un mes desde que es evaluado” expresó la profesional de O’Higgins y agregó que la idea es “que en un futuro próximo se deriven todos los casos a Talca y sólo los que allí no se puedan resolver sean derivados a otro establecimiento”.

Finalmente, Sandra Ugalde señaló que además hoy se está trabajando en un nuevo complemento a las cirugías cardíacas “porque después viene la rehabilitación cardíaca que actualmente no existe, para lo cual ya se conversó con la jefa de Fisiatría y Rehabilitación del Hospital Regional Libertador Bernardo O’Higgins, la doctora Cecilia Piotrowsky, quien manifestó su interés de comenzar a implementar esta rehabilitación y en eso estamos trabajando”.