plaza los heroes

Innovador proyecto que busca reactivar la actividad productiva de la Región de O’Higgins pretende reunir a 100 emprendedores e impulsar 25 procesos de incubación

La Región de O’Higgins es una de las más golpeadas por el coronavirus en el país en términos de su actividad. Entre septiembre y noviembre registró un desempleo de 10,5%  y su capacidad productiva se ha visto mermada en rubros estratégicos, como minería, agricultura y la industria de alimentos, donde, por ejemplo, las exportaciones generales de la región cayeron en un 31% entre marzo y octubre (de US$ 498 millones en marzo a US$ 335 millones en octubre).

En este escenario, y con el objetivo de salir en ayuda de la región y apoyarla en su desarrollo postpandemia, el Gobierno regional de O’Higgins (Gore) adjudicó un Fondo de Innovación para la Competitividad Regional (FIC), que será implementado por un grupo formado por IncubatecUFRO-FUDEA. La primera es la plataforma de apoyo al emprendimiento e innovación y conexión con el entorno productivo y social de la Universidad de La Frontera y FUDEA es la Fundación de desarrollo educacional y tecnológico de la Araucanía.

También participan en la iniciativa, la agencia de innovación Gulliver, presente en Chile y en Latinoamérica, y que pondrá a disposición del proyecto toda la metodología que ha desarrollado para la conformación y aceleración de ecosistemas regionales además de la comunidad de empresas locales, Corporación Pro O´Higgins y de CORFO, que brindará apoyo técnico. Juntos, estos actores buscarán apoyar al menos a 100 emprendedores y 25 emprendimientos con alto potencial de crecimiento en sus procesos de incubación y aceleración, así como capacitar al menos a 50 actores locales, de modo que sean promotores del ecosistema en la VI región. “El desafiante contexto económico y social postpandemia hace urgente impulsar la recuperación de la capacidad productiva de la VI Región, así como contribuir a acelerar el ecosistema de emprendimiento e innovación, donde vemos enormes potencialidades”, indica el gerente de IncubatecUFRO, Cristian Campomanes.

El proyecto FIC en la Región de O’Higgins se iniciará en marzo de este año y cuenta con fondos por $240 millones entregados por el Gobierno regional de O’Higgins. En sus dos años de duración, la iniciativa intervendrá en tres niveles en la región: uno macro, donde se trabajará en la investigación, medición y promoción de la cultura emprendedora, para lo cual será clave el trabajo conjunto con el Observatorio de la UFRO. Un nivel medio, donde se trabajará con las organizaciones que conforman el ecosistema – y se sumarán firmas de cowork como OH Cowork, WeDo Cowork, los centros de Negocios de Sercotec y otras universidades, entre otros- y que, a su vez, trabajan con los emprendedores. Y, a nivel micro para conformar la comunidad de emprendedores.

“La Región de O’Higgins se caracteriza por tener un bajo porcentaje de emprendimiento por oportunidad y por necesidad. Es decir, que en la región los emprendedores no ven nuevas ideas, nuevos nichos de mercado, lo cual es altamente negativo para el desarrollo económico, traduciéndose una baja tasa de nuevos emprendimientos. Adicionalmente, y dado que a nivel regional aún existe debilidad en transferencia de I + D, estos emprendedores a pesar de ver una oportunidad ocupan la misma tecnología que hace 5 años o más; por lo mismo, es importante construir una comunidad de emprendedores dinámicos”, explica Felipe Contreras- Haye, socio fundador de Gulliver. Agrega que se pondrá́ especial énfasis en el entrenamiento en las dificultades que surgen de la crisis social, económica y de salud pública que enfrentamos por la pandemia COVID-19 y en las oportunidades que presenta la Cuarta Revolución industrial y una economía más sostenible.

Por su parte, Pro O’Higgins aportará el conocimiento en terreno y será la continuadora de la idea. En ese sentido, su gerente general, Braulio Guzmán, señala que el proyecto es un anhelo para la zona, dado que permitirá “tener la capacidad de entender y organizar el ecosistema de emprendimiento e innovación regional”. Añade que la iniciativa propiciará encausar diversos aspectos, como que “el apoyo público sea más eficiente, segundo, canalizar los liderazgos y, en tercer lugar, que sea un catalizador de las oportunidades de emprendimiento e innovación en la región, de manera que sea una especie de faro para atraer inversión”, puntualiza el ejecutivo.

IncubatecUFRO, en tanto, “aportará las metodologías de activación de ecosistema de emprendimiento e innovación, apoyo directo a emprendedores y transferencia de metodologías a actores locales”, explica Campomanes.

Se buscan emprendedores en la Sexta Región

En la primera etapa de activación, que se extenderá desde marzo hasta agosto, básicamente se buscará a los emprendedores que formarán parte del proyecto y se alinearán las metodologías de trabajo.

Para identificar a los emprendedores locales y a la comunidad interesada en emprender, se habilitarán diversos mecanismo de captación, de forma de lograr una buena representatividad de sectores y localidades de la región.

Luego de esta etapa, vendrá una de implementación, entre septiembre 2021 y agosto 2022, para comenzar a materializar la estrategia regional y construir una agenda para trabajar con los distintos grupos y, finalmente, una etapa de sostenibilidad para la conformación de una gobernanza regional que permita darle continuidad al programa.